Orange is the New Black, año dos

Orange is the New Black pic 5

Solo llevamos dos años pero lo de empezar el verano con un binge-watching de Orange is the New Black se ha empezado a convertir en una tradición. Llega el momento en el que toda la televisión converge en torno a una serie que ni siquiera se emite en un medio tradicional, sino que el servicio video-on-demand Netflix pone a disposición toda la temporada para el gusto de los espectadores ávidos de nuevas historias de Piper Chapman y el resto de reclusas y para desgracia del resto de series que quieran tener protagonismo esa semana.

Por eso tras haber terminado el martes a las cuatro de la mañana toda la temporada, con evidentes ojeras al día siguiente por falta de sueño, y haberle dado cierto tiempo para reposar en nuestras mentes seriéfilas a todo lo que hemos visto a lo largo de la temporada, vamos a comentar las líneas argumentales que más hemos apreciado de esta segunda temporada de Orange is the New Black. Porque ha habido mucho y muy bueno.

Tras el salto nuestro análisis particular al segundo año en Litchfield, pero ojo a los spoilers.

Orange is the New Black gif 5

Los líos de Chapman y Vause

Todos sabemos que Piper Chapman es la protagonista y estrella del show, aunque eso no implique necesariamente que sea la favorita de nadie ni que este año suponga la trama principal de la serie. Tan separada de la historia del resto de reclusas de Litchfield que hasta su comienzo ha supuesto un momento en solitario para ella y que en el siguiente episodio ni aparezca. Alex Vause está fuera de prisión y ella dentro, aunque su amante lésbica descubrirá que incluso sin rejas también se podrá encontrar muy encerrada en su propia vida.

Lo mismo que afirma su antiguo prometido Larry, que ahora inicia una relación con la que fuera la mejor amiga de Piper. Un territorio para la protagonista que no le deja mucho mucho más que hacer para lidiar con su soledad ganada a pulso que ponerse a investigar las irregularidades que hay dentro de la prisión e iniciar un periódico de las reclusas. Un entretenimiento que no le distraerá de su propio egoísmo reconocido, que terminará por hacer que ella misma delate los planes de violación de la condicional de Vause para que vuelva con ella al correccional.

Casi nada para la que descubrió con alivio que no había matado a Pennsatucky.

Orange is the New Black pic 4

Respeto en el ghetto

Ahora ya si que pasamos al verdadero centro de esta campaña, la escalada de violencia que Vee Parker ha generado en su segundo advenimiento a la cárcel de Litchfield. Aprovechando su conexión con su hija adoptada Taystee y el vacío de poder dejado por Red, ha instaurado una red de contrabando de tabaco que rápidamente evoluciona en el tráfico de drogas reanudado en el correccional. No todos estarán de acuerdo con esto, como Poussey Washington que hará todo por apartar a su amiga de ese oscuro camino.

O la propia Red, que con la ayuda del grupo de ancianas del lugar utilizará la jardinería como nueva tapadera para su contrabando de objetos comunes habitual. Un negocio que entrará en conflicto con el de la manipuladora Vee, lo que generará un cruce de amenazas y agresiones físicas que terminará con Red en el hospital y la propia Vee a la fuga. No sin que antes todas sus colaboradoras se revelen ante una situación de división entre amigas generada exclusivamente por ella y que solo servía a sus propios intereses.

Una trama contenida en la propia temporada que ha funcionado fantásticamente como hilo conductor.

Orange is the New Black gif 6

Y mientras tanto Morello y Rosa…

Pero nosotros nos quedamos sobre todo con la sensación de que esta ha sido la temporada de los personajes secundarios, los auténticos show stealers del momento. Concretamente con dos, estando estrechamente relacionados a la hora de presentar sus historias pero luego bastante distintas en el fondo. La primera de ellas es sin duda la señorita Lorna Morello, la que nos ha conmovido con ese trasfondo de stalker que solo quiere vivir su propia historia de amor como en las películas. Personaje de la temporada.

El otro es la señora Rosa a la que conduce habitualmente a su tratamiento de quimioterapia, que resulta ser una afamada atracadora de bancos a la que su ansia por la adrenalina del momento supuso su perdición. Una especie de viuda negra que en cada golpe estaba condenada a perder a su pareja del momento, como si fuese una maldición. Una mujer que en sus últimas horas no conseguirá la operación que podría darle un futuro, condenada también a morir en prisión. Aunque no si la propia Morello le puede ayudar en un momento de confusión a escapar.

Uno de los momentazos de la temporada, que supone también el final para una Vee que era demasiado desconsiderada.

Orange is the New Black pic 6

No sin mi revolución en Litchfield

Y por el camino también hemos asistido a la caída de Natalie Figueroa como administradora corrupta de las instalaciones, no solo fruto de una Chapman que ve perdonadas sus intromisiones por un Joe Caputo que tiene aún más ganas de que su superior caiga para ocupar él su puesto y así poder administrar la prisión de manera justa y aportando dignidad a la vida de las prisioneras. No será tarea fácil si en sus dos primeros días no solo se topa con una huelga de hambre sino con una fuga doble de prisión.

Antes de eso incluso habíamos tenido otros momentazos, siendo el retorno de Pornstache el más destacado, solo un poco antes de que Daya y el guardia Bennett le utilicen como chivo expiatorio para el embarazo que esta tiene fruto de su relación. Algo con el que el pobre Caputo también se encontrará en su primera guardia al frente de Litchfield, lo que le obligará a comenzar con las tácticas de encubrimiento de su predecesora, aunque no le guste. Ese apagón dio para mucho, no solo para conseguir los preciados documentos incriminatorios, sino para ser un único escenario a una pluralidad de historias.

Podría decirse que esta ha sido la trama que verdaderamente ha hecho evolucionar al show de cara a futuras temporadas.

Una gran segunda temporada que ha aguantado perfectamente el peso de las expectativas que la primera le había puesto encima. Nosotros nos hemos quedado con estos cuatro aspectos de los trece episodios que hemos podido disfrutar esta semana, ¿con qué se queda nuestro estimado lector en su lugar?

Anuncios

¡Arrr, marinero! Di lo que tengas que decir

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s