De Sons of Anarchy, Kurt Sutter y Quentin Tarantino

Sons of Anarchy pic 2

No es que me apeteciera mucho, la verdad, pero hoy he venido a hablar de Sons of Anarchy. De hecho me lleva sin apetecer hablar de la serie desde hace cinco años, aproximadamente. Desde que el club se embarcase en una guerra de bandas irlandesa que llevase a la serie a ninguna parte, perdiendo su esencia shakespereana y toda la herencia que The Shield había dejado en el drama de moteros más allá de las constantes apariciones de miembros de su reparto.

Pero estamos a medio camino de que esta temporada desemboque en su final y sería poco profesional por nuestra parte dejar que la serie terminase sin que antes se llevase nuestra última reprimenda. A esa serie que por querer ser la más diferente, la más provocadora, terminó siendo la más aburrida y la más costumbrista. Esa serie que se basó más en las buenas relaciones que Kurt Sutter mantenía con el elenco de actores que en los guiones que este producía.

Esa serie de la que no queremos hablar, pero tenemos que hacerlo.


Sons of Anarchy gif 2

Leí una vez unas muy desacertadas palabras que identificaban a Kurt Sutter como el Quentin Tarantino de la televisión. Qué le llevó a pensar eso a quien lo dijo – se dice el pecado, pero no el pecador – escapa más allá de mi comprensión. Es posible que el gusto por la violencia en pantalla sea un nexo entre ambos en su faceta de guionistas, pero hasta ahí llegan sus similitudes, porque el trato que ambos le dan a ese aspecto se va a las antípodas.

Mientras que uno construye relatos incorporando la violencia como un elemento orgánico de este, otro lo utiliza de mero relleno para sus episodios acompañado de minutos musicales que no aportan nada más allá del aspecto de videoclip y secuencias de persecuciones que le permitan llegar a los cincuenta minutos o más por capítulo. Y no sólo en la construcción de las tramas difieren, sino que el nivel de diálogos que puede llegar a alcanzar Sons of Anarchy la emparenta más con Los Mercenarios que con Pulp Fiction.

En esta temporada se podría decir que hemos llegado a un límite por debajo. No sólo el personaje de Gemma Teller, uno de los más interesantes gracias al buen trato que había dado y recibido Katey Sagal como intérprete, ha llegado al punto de ser irrisorio en cuanto a sus maquinaciones, sino que la espiral descendente en el aspecto de los argumentos ha seguido bajando hasta no dejar ningún rincón de la serie en la que la suspensión de la incredulidad tenga lugar. Cuando una serie directamente no se puede creer, nada de lo que intenten transmitirte te llegará.

Sons of anarchy gif 16

Gran parte de esto vino de exigirle a alguno de sus actores protagonistas, como por ejemplo Charlie Hunnam, que supusiesen para el show más de lo que podían ser. Cuando el personaje de Jax Teller es descrito como un oponente formidable, una mente criminal maestra, muchos pensamos si habremos estado viendo la misma serie que ahora nos cuenta esto. No ha dejado de ser el mismo post-adolescente nihilista que era desde el principio de la serie, solo que el showrunner ha querido convertirlo en un sanguinario líder.

Y no, si Hunnam no daba el pego ni en Pacific Rim, obviamente no le van a convertir en la nueva encarnación del Vic Mackey de Michael Chiklis. Ese es el problema de los antihéroes, que necesitas un buen intérprete para que les de matices. Siempre puedes poner a un actor limitado a hacer de un héroe o villano planos, que te ayude a que el argumento avance pero hasta ahí, pero con esta moda de los protagonistas con claroscuros morales exige a un Bryan Cranston o a un Liev Schreiber, no a alguien que estuvo a punto de fichar por 50 Sombras de Grey.

Que tenga que ser Walton Goggins el que genere expectación por la serie con sus pocas apariciones como la transexual Venus, indica el nivel que tiene la serie. Que sean Marilyn Manson, Lea Michele o Courtney Love los principales reclamos para esta temporada con sus papeles episódicos, indica lo que tiene que hacer FX y el equipo de producción para que esta última campaña de Sons of Anarchy tenga algo de atención mediática. Porque mientras Boardwalk Empire pasa a la historia de lo que mejor que ha visto la televisión, esta se adentra en las sombras de lo que los espectadores nunca querremos recordar.

Si alguien quiere ver verdaderos forajidos, que vea Deadwood.

Sons of anarchy gif 19

Anuncios

¡Arrr, marinero! Di lo que tengas que decir

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s