Community, desde Greendale con amor

Community pic 1

#andamovie

De esta ya parece que sí. Seis temporadas descritas en veinte minutos nos ha sido suficiente para entender cuánto queríamos a Community y cuánto necesitaba la serie su final. No solo lo necesitaba para concluir uno de los recorridos más abruptos vistos dentro de la televisión, sino para lograr despertar en el espectador esas emociones que le costaban hacer aflorar desde hace un tiempo. No solo ha sido una despedida para la serie de Dan Harmon, sino una reconciliación con el espectador, además de cierre de una trilogía de episodios que ha recordado a los mejores momentos de esta.

Con Modern Espionage tuvimos nuestra última dosis de paintball al mismo tiempo que un homenaje a otro género cinematográfico, el cine de espías, mientras que con Wedding Videography tuvimos el último experimento con el formato de Community y su respectivo homenaje, esta vez a otra comedia de referencia de la televisión como es The Office. Ahora con Emotional Consequences of Broadcast Television tenemos el capítulo más introspectivo y metarreferente de la serie, a pesar de ser parte de una larga lista de ellos. Tres capítulos que nos han hecho recordar por qué nos gustaba la serie.

Y sin embargo ahora tenemos que despedirnos de ella, aunque para mejor.

Community gif 5

Dan Harmon nunca nos ha parecido el creativo de televisión con más capacidad para la autocrítica dentro del medio, puesto que siempre ha sido un habitual de despotricar sobre la cadena y sobre parte de su reparto a la hora de justificar las dificultades por las que ha pasado Community. Sin embargo esta última semana de la serie nos ha dado una última gran sorpresa a la hora de explorar sus pocas opciones para una séptima temporada y las causas de esta situación. Las comedias siempre han sido un lugar mucho más dado a la experimentación, pero no en sus finales, la mayoría han optado por la opción más reconciliadora a diferencia de esta.

Que esto no significa que no nos haya dado los típicos momentos adorables con sus protagonistas despidiéndose uno a uno, con abrazos y lloros habituales, pero lo que subyace bajo toda esa floritura es una revisión de lo que ha supuesto Community para la televisión y cómo una fórmula como la suya es tan inestable como perecedera. El episodio ha llegado al punto en el que ha reconocido y se ha hecho responsable de sus no-cambios de status quo ridículos y de lo difícil que ha sido conseguir un reparto regular y equilibrado, además de las distintas tretas que han tenido que jugar desde la mesa de guionistas para justificar esto.

El también creador de Rick & Morty ha sabido que el espectador de Community no es un fan de la comedia cualquiera, que ha llegado hasta ese punto porque la serie en su momento era mucho más. Y porque su marcha y su posterior incapacidad de estar a la altura de si mismo en su retorno supusieron el declive de la serie. Dan Harmon ha hablado de tú a tú con un público a base, una vez más, de futuros paralelos en los que la serie seguiría viva. Y más aún, lo ha hecho con la conclusión de la historia de Jeff y Annie que todos esperábamos. Hasta Joel McHale, que le ha faltado tiempo para fichar por el retorno de The X-Files.

Community gif 1

El fundido a negro de la serie iba acompañado del hashtag con el que abríamos la entrada, prometiéndonos que aunque lo más probable es que no haya una séptima temporada – algo que ya para nadie debería ser deseable – todavía queda la promesa de una despedida final con una película. Como Veronica Mars o Entourage, pero siendo parte de ese longevo plan de las six seasons and a movie. Es un adiós para Community como tal, pero no el definitivo, aunque pocas cosas hay más definitivas que el discurso de Abed sobre cómo debería ser la televisión y cómo nos debería hacer sentir.

Y aún más definitivo es ese corte final tras el citado fundido a negro, solo comparable con el monólogo sobre el incesto del episodio anterior, en el que dando a entender que Community no es más que un juego dentro de un juego se enumeran los desequilibrios que ha sufrido la serie y los causantes de estos. Se examina el alma de la serie y su relación con el medio de una forma aún más descarnada que los veinte minutos que lo han precedido, una visión tan pesimista como la sensación de los protagonistas del falso anuncio, un final tan depresivo que parece escrito por Louis C.K. en este caso.

Esperamos que esta no sea la última vez que tengamos que hablar de Community, sino la penúltima.

Community pic 5

Anuncios

¡Arrr, marinero! Di lo que tengas que decir

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s