Sleepy Hollow, perdiendo la cabeza

Sleepy Hollow pic 4

Siempre nos gustan las series que son puro entretenimiento. Productos que no aspiran a codearse con las grandes series en las galas de premios pero que tienen un pacto implícito con el espectador que mientras no insulten su inteligencia y le den una diversión directa, todo funciona bien. Arrow es un perfecto ejemplo de esto, ya que carece de unos guiones o unas actuaciones de las que se podría decir que son de nivel, pero sin embargo el ritmo que tiene y la acción que ofrece invita a seguir viéndola semana a semana sin remordimiento alguno.

Sleepy Hollow la temporada pasada se anduvo moviendo en los mismos ámbitos, con una propuesta que funcionaba en la misma línea que lo hiciera la etapa original Supernatural, combinando monstruos semanales con una amenaza demoníaca a mayor nivel. Sin embargo el final de temporada chirriaba un poco, con giros de guión algo forzados y una sensación de que a pesar de tener un gran ritmo en sus compases iniciales de cara al último tramo todo el argumento se había ralentizado en pos de darle una nueva temporada.

Pues comentemos a continuación qué tal ha vuelto en esta nueva campaña.

Sigue leyendo